Advertisement
Documentos relacionados
Advertisement
TranscripciĆ³n:

186 MÁXIMO DlAGO HERNANDO y estameiito ciudadaiio. Y por el coiitrario las ligas urbanas aletiianas con frecueticia si que tuvieron esta orientación aiitinobiliaria. que respondía a la profunda fractura existente en el ánibito aleriián entre el estaiiiento ciudadano (Bürgertu~ri) y la nobleza. Y asi por ejemplo es significativo que ya una de las primeras ligas urbanas de carácter regional constatada en Alemania, la que en 1226 formaron Maguncia. Biiigeii, Woriiis, Spira, Fraiikfurt, Geliihausen y Friedberg. teriiiinó siendo prohibida por el rey Enrique VI1 a instaiicias del arzobispo de Maguncia. quien consideraba que iba dirigida contra sus iiitereses y los del obispo de Woriiis. iiiientras que pocos años después este misnio monarca tanihién prohibió la liga de las ciudades del obispado de Lieja. a instaiicia de nuevo de los príiicipes, eii el Reichstag de Worms de 12319'. Las ligas urbanas aleiiiaiias conti~iuaroii teniendo duraiite toda la épocabajoinedieval una clara orie~itación aiitinobiliaria, a pesar de que en bastantes ocasiones admitiese11 a príiicipes y iiobles eii su seiio, pero en Castilla a partir de mediados del siglo XIV una actuacióii abiertamente antiiiobiliaria por parte de las ciudades se Iiizo inviable, debido a que desde entonces el gobierno de los principales i~úcleos urbatios castellanos estuvo coiitrolado por inieiiibros de la iiobleza. En la época de máxinio desarrollo de las lieriiiaiidades castellaiias, es decir a finales del siglo XIII y coinienzos del siglo XIV, todavía 110 se liabía coiisolidado esta situación. y salvo en el caso de las ciudades aiidaiuzas de fuero de Toledo, los grupos gobernaiites urbanos seguiaii siendo foriiialnieiite abiertos y iiianteiiíaii una cierta diferenciación con respecto a la iiobleza rural de ricos Iionibres e iiifaiizoiies. Y esta iiiayor periiieabilidad de las estructuras sociopolíticas urbanas en aquellos inon~entos debió favorecer siii duda la aparición de las iierniandades, pero la evolucióti de estas iiiisiiias estructuras sociopolíticas hacia iiiodelos iiiás oligárquicos. y niás deteriiiiiiados por el peso sociopolítico y cultural de la iiobleza, estaba ya eiitoiices eii iiiarclia y en iiiuclias ciudades incluso en proceso iiiuy avanzado. circuiistancia que sólo podía influir iiegativameiite sobre las perspectivas de futuro de las Iieriiiaiidades, '"\'id Ericli BILLFEI.DT. <i/,. ti!. p. 14. llii iricioi CIUC al ~~~I.CCCI. iiii~i~e~ii ~ lii ~uiiiiiad\,ersióii de liis señoirs y priiicipcs liacia estas li2is es que las ciud;tdcc se 1i;ihiaii ciii~i~iiiiiiictido ;i ;iirarr cl iiiixiiiio núilirni piisihlr de ~piililaciiiii depeiidieiite. lpnicrdciiic dc lcii diiiiiii>iii\ rurales de la niihlezx 1' los pi-iiicipes. ii pesar de que esia lpiiíc1ic;i ya 1i;ihiñ sidi> pi-iiliiliida por drcrrt<i iiiiperial eii 1210. CIUDADES BE CASTILLA Y DEI. IMPERIO ALEMAN 187 entendidas como asociaciones de ciudades encaminadas a la persecución de uiios objetivos políticos propios. Un factor también niuy iinportante que hay que tener en cuenta para la temprana decadencia de las hermandades castellanas, puesta eii coi1 el fenómeno de la expansión de las ligas urbanas en Alemania los siglos XIV y XV, es el del proceso de fortalecimiento del poder regio eii Castilla, que, aunque con altibajos. manifestó una clara tendencia ascendente durante estos misiiios siglos. Y por esta razóii las ciudades castellanas iio se vieron tan expuestas a los ataques iiidiscriiiiiiiados de la nobleza conlo las alemanas, ni tuvieron que recurrir con taiita frecuencia coiiio éstas a los procedimientos de la autodefensa, porque los reyes de Castilla se encontraban en mejor disposición de garantizar el respeto de la norinaiiva jurídica por todas las iiistancias sociopolíticas del reino, incluída la alta iiobleza, que sus hoiiiólogos alenianes. No obstante, hubo taiiibién iiioiiieiitos durante el si810 XV en que la rnoiiarquia se iiiostró relativaiiiente incapaz de garantizar este respeto. y a pesar de ello no resurgieroii entonces con vigor las hermandades de ciudades. Eiitrar eii el análisis portiienorizado y explicación de estos procesos que cubren todo el período croiiológico de la Baja Edad Media nos liabria de llevar. sin einbargo, muy lejos. excediendo con inucho el iiiarco fijado para el presente trabajo. Y no es nuestra iiitencióii plaiitear aquí de fornia sisteniática un análisis coiiiparativo del papel histórico de las Iieriiiaiidades y ligas urba~ias eii Castilla y Aleiiiania durante el Medievo. sino que siiiipleiiiente lienios querido deteneriios breveiiieiite a reflexioiiar sobre esta cuestióii para advertir cóiiio la aparición de estas dos realidades politicas en anibos ánihitos durante el siglo XIII no se puede interpretar conio indicio de la coiifluencia de las tendencias evolutivas de las estructuras sociopolíticas urbanas eli un misiiio sentido en los dos territorios. Priidaiil Ir XIII'si?clc les villcs ruriiliceiiiles iiiitt'piiiuve des piofoiidr tiaiist«iiiiaiioiis. Daiis cct aiticlr I'auteur tiioiitic coiiiiiir les villrs castillaiirs et allriiiai~des i>iit ai<ii-s é!,olué d'uiie iiiaiiiei-r irt's diftrrriite. ei rii cuiisiqueiicr priidaiit Ir Bas Moyrci Age rllrs oiii iiioiirrt' uiir iiiiage aussi tres disfgiriitr les uiirs des auri-es du poilir de vue de lruis stiuctuies politiqucs ct sociala. Il t'rudir Ic piiiccssus d;icquisiiiiiii par Irs villes alleiiiaiides de lruiauliiiii~iiiic poliriqur priidatit le XIIIG. siéclr. er apies le Iiriicessus qur a eu liru i la iiieiiie Cpoque daiis les i'illes castiliaiics de prric de lcur capaciic de auro~ouveriieiiiriir. Les

188 MÁXIMO DIAGO HERNANDO cliarigenients dans les structures sociales des villes eii Castille et Allemagne sont aussi i'tudiés, et il est démontré que pendant le XIll-2. siecle la noblesse urbaine tombe en déchéance en Allemagne, tandis que dans les villes castillanes les nobles commeiiceiit a devenir le groupe social dominant. SUMMARY During tlie thirteenth ceiitury the Europeaii rowiis underwerit deep transformations. In this article the author tries to show liow tlie Castiliaii towns o11 one side and tlie German ones on the oilier side evolved iii two opposed ways at tliat time, and as a consequence they offered a ver)' different political arid social profile during tlie Late Middle Ages. He pays atteiitioii to tlir. process ofacquisitioii of political autoiioiny hy tiie German towiis during tlie tliirtcenth century, and to tlie simultaiieous process tliat caused tlie Castiliaii towiis to he deprive5 uf the capacity of srlf-governmeiit tliey bad enjoyed before. Tlie social chaiiges that took place iii the German and Castilian towns are also analysed, alid it is proved that iii Germany during the thirteenth ceiitury begaii the process of decline of tlie urbaii iiobility, whiie on the other side iii Castile another process started, at tlie eiid of wliicli tlie nobility became tlie dominant group iii most towiis.

Sitemap